resonancies_magnetiques_sant_joan_deu

Las resonancias magnéticas

Al margen de las transfusiones crónicas, Bernat debe seguir unos controles periódicos sobre las posibles alteraciones que provocan las propias transfusiones y su enfermedad. Por ejemplo, a finales de julio ya hicimos mención a una resonancia magnética. Pero desde entonces, ha tenido que realizar otros controles para el corazón, el hígado, la vista, e incluso la audición.

Todo ello se debe a que su propia enfermedad genera desajustes en el metabolismo, que se intensifican a causa de las continuas transfusiones. La falta de oxígeno en su sangre que causa su anemia crónica, sin ir más lejos, acaba provocando hipotonía muscular (debilidad muscular). Y al mismo tiempo, provoca que el corazón deba latir más de lo normal para distribuir este oxígeno. Son dos ejemplos de como aspectos aparentemente diferentes, están totalmente vinculados.

Pero volviendo al tema, las resonancias magnéticas sirven para controlar los niveles de hierro en el organismo. A través de estas resonancias, podemos saber si existe una sobrecarga, y el grado de la misma.

El Déficit de Piruvato Quinasa provoca muchas manifestaciones, una de ellas es la esplenomegalia (aumento del tamaño del bazo). Si a ello, sumamos las constantes tranfusiones que recibe Bernat, se desencadena una sobrecarga de ferritina (hierro) en el organismo. Puede parece extraño para mucha gente, porque la tendencia general es pensar que una anemia se debe a la falta de hierro en el metabolismo, pero no siempre es así. La anemia por definición es la falta de glóbulos rojos sanos en la sangre. Y puede derivarse por muchas circunstancias.

En el caso de Bernat, la médula ósea produce glóbulos rojos defectuosos que se destruyen rápidamente, y el metabolismo para contrarrestar este déficit, aún absorbe más hierro. Y estos niveles de ferritina aún se acentúan más por las continuas transfusiones de sangre. Así, el organismo tiene una carga peligrosa en algunos órganos, como puede ser el hígado, y se debe eliminar. Este proceso se llama quelación, y actualmente Bernat debe tomar diariamente una medicación específica para quelar el hierro.

Los resultados de la última resonancia fueron esperanzadores en este aspecto, puesto que su nivel de hierro en el organismo ha bajado mucho desde la anterior prueba. En aquel entonces sus niveles de ferritina eran de 14, cuando el nivel de un adulto oscila de 3 a 5. La última resonancia mostró que había bajado a 5, nivel que aún es alto, pero que muestra una tendencia de quelación adecuada.

No hay comentarios

Escribe tu comentario

To Top

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies